The Fifth Estate (2013)

El quinto poder

Acabar de ver una película y no saber qué decir de ella suele ser un síntoma de que te ha impactado tanto que estás en shock y que necesitas tiempo para asimilar lo que has visto. Me ha pasado con pocas películas, y casi siempre para que a medida que pase el tiempo la percepción de la misma vaya a mejor continuamente. Pero con El quinto poder no es así. Sigo sin saber qué decir sobre ella porque lo único que sé es que es una auténtica patraña.

Solo hace falta documentarse un poco (incluso se dice al final de la película) que el guion está basado en un libro publicado por Daniel Schmitt (Daniel Brühl), uno de los primeros colaboradores de WikiLeaks. Incluso en la película se nos cuenta que tras dejar WikiLeaks se dedica a escribir el libro, y todos sabemos que las primeras reacciones tras una discusión son las que se deben evitar. Pero aquí se le da toda la credibilidad posible al personaje en contra de la postura de Julian Assange que, pese a que como cualquier otra persona tiene sus logros y errores, se hace énfasis en su egolatría o en sus rarezas. Con respecto al argumento, da un poco igual, no hay nada que no se pueda leer en Wikipedia, que siempre tendrá más veracidad que esta película sesgada que se vende como “la verdad”.

Lo mejor: Benedict Cumberbatch, haciendo un mix entre Julian Assange y su personaje de Sherlock Holmes.

Lo peor: es una película aburrida de dos horas donde además no se deja claro el mensaje que quiere enviar sobre la información en Internet.

Estrella-amarilla1Estrella-blanca1Estrella-blanca1Estrella-blanca1Estrella-blanca1

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: